domingo, 17 de agosto de 2014

DOS VISIONES DE NÁPOLES


Balcón, entrada, ventana, portón, escalera, altillo son escena y palco a la vez. Incluso el ser más miserable es soberano en su sordo doble saber de estar participando a pesar de su abandono de uno de los cuadors irrepetibles de la calle napolitana

Benjamin



Nápoles traiciona las guías de viaje, confunde los puntos de referencia, esconde sus secretos bajo la forma paradógica de lo más insignificante, hace guiños que no se advierte, hace gestos que no se entienden. Está tan apartada de los tópicos de la modernidad...
MartÍn Kohan (Zona urbana)


No hay comentarios:

Publicar un comentario