viernes, 7 de noviembre de 2014

LA ICONOGRAFÍA BIZANTINA (II). LA VIRGEN


Igual que Cristo, la Virgen en el arte bizantino tendrá numerosas iconografías que nutrirán tanto al mundo románico como al gótico.

Virgen Teotokos o Kiriotissa, como trono de Dios.
 La Virgen, por completo frontal y sentada en un trono imperial sirve a su vez como trono de Cristo que, aún niño, se convierte en Pantocrator.


Este modelo será fundamental para la creación de la Maiestas Mariae románica, como ya analizamos en Santa María de Tahull.
.


Glycofilusa o Eleusa. 
Las relaciones entre Madre e Hijo se vuelven mucho más humanas, y se enfatiza el papel de madre (y por tanto de intercesora entre Dios y los hombres) de María.
La Virgen su cara al Niño y lo acaricia, comportándose éste de manera más infantil.

Icono. Creta. Siglo XVI

De este modelo surgirá la advocación del Perpetuo Socorro que tanto éxito tendrá en la devoción popular
Virgen del Perpetuo Socorro. San Pedro. Madrid

El modelo (mezclado con el de Odigitria) será retomado en el mundo gótico, conociéndose como Virgen Blanca.
Pisano. Siglo XIII. Italia

Un modelo derivado de éste es la Galactotrofusa o Virgen de la leche, que da de mamar al Niño
Bartolomé Bermejo. España. Siglo XV

Odighitria. La que muestra el camino. 
La Virgen señala a su Hijo como único camino de salvación.
El niño sostiene en su mano un pergamino que indica las Sagradas Escrituras, específicamente, el evangelio de Juan, donde se menciona la frase "Yo soy el camino, la verdad y la vida" (Juan 14:6-14).

Icono. Grecia. Siglo XVI


Mosaico sículo-normando. Capilla Platina de Palermo. Sicilia

Platytera. La que está más allá del cielo.
La Virgen, con o sin niño, levanta sus manos como las orantes paleocristianas, en forma de plegaria.


San Salvador in Cora. Estambul

Dentro de este modelo es habitual que el Niño aparezca dentro de un círculo en el vientre de María (blaquernitissa), iconografía que pasará a Occidente como Virgen de la O de la Expectación



OTRAS ICONOGRAFÍAS BIZANTINAS
Las Escenas Narrativas

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada