domingo, 20 de abril de 2014

RECORDANDO A LUIS ROSALES EN GRANADA


Aunque su casa se encontrara en otro lugar (al lado contrario de la Catedral), existe en Granada una bella plaza dedicada al poeta con un encanto extraño, íntimo.
Quizás tal vez sea el azulejo con un bellísimo poema que siempre hago mío cada vez que lo leo.

O por la fuente casi muda, haciendo de la geometría verdadera poesía

Casi sin quererlo todo invita a recordar la tragedia, la de García Lorca que se creía protegido por la familia Rosales (cuyo hermano mayor era un alto cargo de Falange), y que a la postre llegó tarde para impedir el crimen.
Y es que el lugar es todo un compendio de historia: los judíos del reino de Granada, el lugar (muy cercano) en donde viviera sus últimos años el Gran Capitán, los inicios de nuestra Guerra Civil

No hay comentarios:

Publicar un comentario