lunes, 17 de octubre de 2016

Análisis y comentario. SAN MARCOS DE VENECIA



La catedral de San Marcos tiene una función religiosa y propagandística de la propia ciudad de Venecia, además de tener un carácter didáctico por sus numerosos mosaicos.

EL PLANO PUEDES VERLO AQUÍ


Su planta es de cruz griega (con todos los brazos iguales) que se aprecia muy bien desde la fachada contemplando la colocación de su cubierta. Esto proporciona un espacio centralizado (al menos en altura) y diáfano. 

Se distinguen dos partes: un nártex que rodea la fachada (como el pórtico romano) siendo la entrada a la catedral; y dos naves laterales unidas a una central.
Ante el altar hay un muro denominado iconostasio (separa a los fieles de los sacerdotes, derivado del septum paleocristiano) y da entrada al diaconicon (donde se preparaban los sacerdotes) y a la prótesis (lugar donde se preparaba la eucaristía) y al altar. 



ALZADO
El material empleado para su construcción es cemento (heredado del arte romano) y piedra tallada (sillería). 
En el interior se observan gruesos machones que sustentan la construcción, además de un espacio bipartito (la tribuna en el piso de arriba, espacio reservado a las mujeres). 
En su exterior se observan contrafuertes (machones que sobresalen del interior para dar mayor resistencia a la estructura), arcos de medio punto que dan acceso al edificio con columnas de capitel trepanado con una función ornamental (al contrario que en el arte griego) y numerosos vanos que influyen en la importancia de la luz que tiene un significado propiamente divino.
.






















Portada realizada a través de portales abocinados, ya casi románicos





















Sus columnas mezclan las formas clásicas con otras típicamente bizantinas (trepanadas), muy semejantes a las del periodo de Justiniano

Su cubierta está formada con cúpulas de media naranja que tienen pechinas (para conseguir pasar de una planta cuadrada a una circular consiguiendo por tanto mayor sujeción) a excepción del altar que está formado por una bóveda de horno.
 En el exterior de sus cúpulas hay un tambor (para mayor entrada de luz en el interior) y una linterna decorada con remates bulbosos, propios del arte bizantino en su segunda y tercera edad de Oro. 























Las cúpulas no son trasdosadas (no son igual por dentro que por fuera). Las cúpulas exteriores se terminan con una forma bulbosa, típica de lo bizantino a partir de segunda Edad de Oro (igual que la planta de cruz griega)

Respecto a la decoración hay numerosos mosaicos en las paredes (en Roma se situaban en el suelo) en los que predomina el color dorado, puesto que éste era el color que representaba a Dios, y placas de mármol para acentuar aún más la luz. 
Sus mosaicos muestran diferentes escenas de la vida de Jesús, teniendo por lo tanto un sentido didáctico para enseñar a los fieles; los machones están decorados capiteles denominados cimacios (una pirámide invertida con trabajo a trépano) 
En el suelo predominan las formas geométricas. 
Mosaico de la cúpula central que representa el Pentecostés, la llegada del Espíritu Santo a los Apóstoles
.
COMENTARIO
.

San Marcos pertenece al arte bizantino, concretamente a la segunda edad de oro (siglos IX-XII) dirigida por la dinastía Conmena, comienza tras la crisis iconoclasta (destrucción de todas la imágenes y la prohibición de las mismas que supuso un enfrentamiento entre el emperador y los monasterios) y rompe definitivamente con el mundo occidental en el Cisma de Oriente. Este periodo es característico por la planta en cruz griega y sus cinco cúpulas sobre el tambor. 

La obra se realiza con una función propagandística del respecto a la religión para que fuese contemplada por toda la población y relacionada así con el poder político, puesto que todo el imperio debía seguir la religión cristiana. Su comitente, por tanto, es el la ciudad que mecena al artista (sin libertad para firmar sus obras), aunque a partir de este momento comienza el auge de las construcciones privadas, especialmente monasterios.



























Los elementos que forman la catedral tienen un significado didáctico además del colosalismo propio de Roma para representar la importancia de Dios
También mezclas elementos (sincretismo) de los artes anteriores como las columnas trabajadas a trépano, los arcos de medio punto, el mosaico, las cúpulas sobre pechinas y la amplitud del edificio (recogidos del arte romano) y la importancia de los iconos, las partes de la planta o la aparición de las tribunas (del arte paleocristiano).
Este tipo de construcción también se observa en Santa Sofía. La estructura se sujeta con cúpulas sobre pechinas que apoyan en grandes machones

Vista desde la tribuna (segundo piso) de los pies
.

Continuación de la tribuna por las naves laterales.

Interior de la tribuna

.
Su influencia en el románico será muy profunda: catedrales de Salamanca, Toro y Zamora o el Perigord francés

Catedral de Salamanca


Miriam Gutierrez. 2º Bach. IES Ls Olivos en Mejorada del Campo


TODOS NUESTROS POST SOBRE VENECIA
.
.
TODOS NUESTROS POST SOBRE ARTE BIZANTINO

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada