domingo, 22 de julio de 2012

PASEOS POR MADRID. EL PASEO DE RECOLETOS



Desde Cibeles a Colón el Paseo del Prado cambia de nombre y se denomina de Recoletos (por un convento de recoletos descalzos que existiera en donde hoy se alza la Biblioteca Nacional): un pequeño trayecto en el gran eje de la Castellana habitualmente poco conocido por los turistas y que guarda joyas sumamente interesantes.


UN MAPA PARA ORIENTARSE
(busca los "pinchos" rosas)


Si comenzamos desde Cibeles (el entorno ya lo comentamos en los recorridos anteriores con los que se puede conectar, tanto hacia el Paseo del Prado como hacia la calle de Alcalá) podemos subir por la acera de la izquierda para encontrarnos un nuevo espacio cultural, el patrocinado por Mafre, con excelentes exposiciones. (Aquí tenéis su enlace)

Pasemos ahora al bulevar central para encontrarnos con una obra sumamente discreta pero a mi gusto muy interesante: la reforma urbanísticadel eje Prado-Recoletos que inició el arquitecto portugués Siza (el reformador del Chiado tras su incencio) aunque parece ser que se encuentra en la actualidad interrumpido.
A primera vista parece que nada ha cambiado pero hay toda una exquisitez en el mobiliario urbano y sobre todo en los pavimentos, en donde las texturas juegan con el paseante.

Subiendo por la paseo central nos encontraremos varias terrazas, una de ellas la perteneciente al Café Gijón, uno de nuestros cafés históricos en donde se establecieron las tertulias de escritores más famosas del país (Manuel Vicent dejó testimonio de ellas en su libro homólogo o, al parecer, Cela se inspiró en este mismo café para su colmena).

Nuestro paseo terminará en la Plaza de Colón, en donde el monumento decimonónico ha vuelto al centro.
Si recorremos la plaza siguiendo el sentido de las agujas del reloj encontraremos una de las obras de Botero, su famosa Venus que juega irónicamente con todos nuestros prejuicios sobre la belleza.

Vigilándola, las famosas torres de Colón, construidas por  Antonio Lamela por medio de una estructura suspendida (se realizaron dos grandes pilares unidos en la parte alta del que penden los pisos). Posteriormente la parte superior fue reformada con lo que se conoce como el Enchufe, una terrible estructura de color verde que pese a los años no ha podido ser asimilada por la ciudad.
En el lado contrario, encontraremos un nuevo centro cultural (especialmente dedicado a exposiciones y teatro), el nuevamente bautizado Centro Fernando Fernán Gómez.
Sobre él se desarrolla una amplia plaza que ocupa Monumento al Descubrimiento de América, realizado por Joaquín Vaquero Turcios. Grandes monolitos de hormigón con relieves e inscripciones. Junto a ella ondea la bandera de España más grande del mundo.

Por último se encuentra el gran edificio historicista que incluye dos de las grandes referencias culturales de la ciudad. Con frente hacia Recoletos se encuentra la Biblioteca Nacional (os pongo aquí su página web).

En el lado contrario se encuentra el Museo Arqueológico, desde ya hace casi dos años en un amplio proceso de remodelación, tan necesario para uno de los mejores museos de España

























No hay comentarios:

Publicar un comentario