lunes, 29 de enero de 2018

ESCALERA DORADA. DIEGO DE SILOÉ


Una de las más afortunadas reformas (no góticas) de la Catedral de Burgos es esta magnífica escalera dorada de Diego de Siloé.
Se encuentra en el crucero, sirviendo para enlazar la puerta de la Coronería (en una cota mucho más elevada respecto al suelo del templo) con el interior.

En ella vemos a un Diego de Siloé conocedor de las novedades italianas, especialmente de los trabajos de Bramante para el Pario de Belvedere.
Como él, utiliza una estructura de doble rampa sobre un tramo inicial que vuelve a cerrarse en su parte superior. Realmente todo un tratado de cómo monumentalizar una necesidad y darle un empaque totalmente clasicista al que colaboran los tres arcos triunfales que se alternan en las zonas inactivas del conjunto.

Sin embargo, parte de este clasicismo se encuentra (a mi juicio) empañado por una decoración aún demasiado plateresca, que le resta claridad y equilibrio en favor de los puramente ornamental (especialmente en el trabajo de forja de la baranda, del Maestro Hilario)



1 comentario:

  1. "Nos" la copiaron en La Ópera de París...

    ResponderEliminar

Gracias por comentar en este blog. Tus sugerencias serán siempre bienvenidas.
No olvides que si publicas un comentario estás aceptando algunas normas.
Por favor, sé respetuoso en tus palabras. Por supuesto puedes estar en desacuerdo con lo dicho en este blog, y también criticarlo, pero guardando las normas básicas de educación.
No se admite spam y contenidos publicitarios (serán eliminados)
Por el hecho de comentar aceptas nuestra política de privacidad (ver en apartado política de privacidad y aviso legal) y dando consentimiento explícito a que figuren aquí los datos con los que firmes o te registres (recuerda que puedes hacerlo con tu perfil blogger, nombre y URL o en modo anónimo; no es necesario email)
Si no quieres dar consentimiento, no comentes. Si tienes dudas, visita la política de privacidad.

Responsable de los datos: Vicente Camarasa (contacto correo en la parte superior derecha del blog)
Finalidad: moderar los comentarios.
Legitimación: consentimiento del usuario
Destinatarios: el sistema de comentarios de Blogger.
Derechos del usuario: acceder, rectificar, limitar y suprimir datos (si los hubiera)