jueves, 2 de enero de 2014

GOYA. LOS DESASTRES DE LA GUERRA


Pocas obras tan brutales, tan sumamente modernas, realizó Goya como estos desastres de la Guerra (Para los educadores os resultará muy interesante esta actividad que planteó sobre alguna de sus obras unos antiguos, y magníficos, compañeros)

Si en los Caprichos era el mundo ilustrado (o su crítica, nunca llegaremos a saberlo) o en sus Disparates el mundo presurrealista de las pesadillas y los ensueños, en sus Desastres de la Guerra, Goya actúa como un verdadero reportero de guerra que recoge en instantáneas las atrocidades de esta guerra que, como veíamos en otro lugar, era mucho más que una guerra de liberación.

Con una maestría técnica totalmente conseguida (y en la que constantemente investiga sobre encuadres, puntos de vista, composiciones, gradaciones de negros y blancos...) nos encontramos a un Goya obsesionado por el dolor y la violencia que no son justificados por nada.

Y es que ni franceses ni españoles tienen el monopolio de la verdad, y de tenerlo lo perderían por el uso atroz de las armas, por el terrible sentimiento de odio que inspira sus actos.

Y esto es lo verdaderamente moderno. Goya no toma partido por un bando, sino por una idea, la de la paz, la del rechazo frontal a todo tipo de violencia, venga de donde venga (verdaderamente, el Goya más ilustrado).

 Y no hay Remedio.
Tomado de wikipedia

Para que no quepan dudas de ello, las situaciones se suelen repetir convirtiéndose el ejército francés (o los guerrilleros españoles) en víctimas o verdugos, según la estampa.

En esto va mucho más allá de los cuadros de guerra que ya analizamos en otra ocasión, abriendo un camino terriblemente valiente en donde la imagen se convierte en denuncia (y no sólo de un acontecimiento) sino de todo el mundo de brutalidades del que es capaz el ser humano tal y como ya desarrollamos aquí, viendo su evolución desde el barroco a la modernidad con Goya como la bisagra imprescindible.

Y como inicio de todo el conjunto esta espectacular estampa (Tristes presentimientos de lo que ha de venir), una curiosa forma de recoger una imagen religiosa (El Cristo en el Huerto de los Olivos) para volverla laica y profundamente humana (como tantas veces realizará Picasso, como en su propio Guernica que tanto tiene que ver con estas estampas)
.
.
PARA SABER CÓMO SE REALIZAN LAS TÉCNICAS DEL AGUAFUERTE Y AGUATINTA QUE UTILIZA GOYA EN SUS GRABADOS



UN VÍDEO SOBRE ELLOS



No hay comentarios:

Publicar un comentario